Arte reciclado.jpg

No todo lo que hacemos nos sale siempre bien. ¿Alguna vez has dibujado algo que no te gusta, o roto un cuadro porque crees que es feo? ¿O lo rompiste sin querer? ¡Bueno, no lo tires! ¡Convierte un desecho en una forma de arte!  
 
MATERIALES:
      Un cuadro arruinado
      Tijeras
      Papel de colores
      Rotuladores
      Marcador negro
      Goma en barra
 
PROCEDIMIENTO:
1) Tenemos un cuadro arruinado por una mancha de taza de café en la esquina inferior izquierda.
2) Para darle un toque de maltrecho lo cortamos un poco más por la mitad con cuidado. La idea es mostrarlo como bastante lastimado.
3) Entonces, busquemos trozos de papel realmente estropeados y los recortamos en líneas dentadas como si fuera una mordedura.
4) Lo rasgamos a lo largo de la parte superior para hacerlo parecer una grieta. Podemos dibujarle líneas negras alrededor de estos trozos cortados para aparentar como debía ser.
5) En la parte superior, doblamos el cuadro un poco y con goma en barra lo pegamos en una hoja de cartón forrado.
6) Hacemos parecer el cuadro más estropeado con algunas reparaciones caseras.
7) Tomamos unas hojas de papel y dibujamos un esparadrapo de cartulina, unas tiras de cinta adhesiva y tablones de madera.
8) Coloreamos las aplicaciones con un estilo de "parche" para luego pegar en el cuadro.
9) Damos la impresión que quisimos repararlo y quedó mal. Entonces la próxima vez que arruine uno de sus cuadros, ya no lo tire..piense en cómo convertirlo en un arte reciclado.